compartir
Testigos
Joe Crotty
11 de abril de 2023

Discerning Deacons le da esperanza a la Iglesia. Las mujeres ordenadas son fundamentales y necesarias. Las mujeres laicas y las monjas ya hacen el trabajo de los diáconos en todo el mundo. La sanción oficial de la Iglesia (ordenación) sólo confirmaría lo que ya está sucediendo.

El cincuenta por ciento de las voces de la Iglesia no se escuchan desde el púlpito. Esto frustra la labor del Espíritu Santo. La Iglesia está mal atendida a causa de ello.

En 2019, escribí una carta a todos los obispos de Estados Unidos haciendo referencia a la necesidad de la ordenación de mujeres. No hubo respuesta. Ahora, a través de Discerning Deacons, está habiendo un fuerte impulso.

Hace un par de años oí hablar de Casey y Ellie del Apostolado y Comunidad de Discerning Deacons y desde entonces he participado en sus reuniones de Zoom. 

Testigo
"[Espero que la Iglesia ordene mujeres al diaconado] para aportar un testimonio y una expresión más amplios de la vida, el amor y la presencia de Dios al pueblo de Dios. Las voces y el liderazgo de las mujeres sanarán, animarán y potenciarán las vidas de hombres, mujeres y niños. Provocará una nueva comprensión de la vocación eclesial y enriquecerá la vida familiar católica".
Deedee Van Dyke
Capellana Católica en Joliet, Illinois
Testigo
"La primer Apóstol fue una mujer, María Magdalena. Ella sigue siendo hoy una torre de fortaleza para las mujeres en el ministerio. Si se ordenaran más mujeres al diaconado en la Iglesia Católica Romana, creo que tendríamos homilías más significativas y espiritualmente enriquecedoras, y nuestras liturgias acogerían y darían la bienvenida a todos a la mesa eucarística."
Sonja Grace
Testigo
"Si fuera ordenada diácono, no sería un medio para alcanzar un fin, sino más bien una invitación continua a un camino más profundo y amplio con Cristo. A los diáconos se les pide que se hagan más visibles como manos al servicio de la Iglesia. Responder a tal vocación sería un tesoro, una profundización de mi vida de fe interior enriquecida por las experiencias exteriores de ministerio y servicio. Tanto el camino interior como el exterior se convierten en un anhelo de buscar y conocer al Cristo al que estamos llamados a servir."   
Nina Laubach
Estudiante, Programa de Doctorado en Divinidad, Seminario Teológico de Princeton

Reciba Nuestro Boletín Informativo

Aquí es donde compartimos noticias relevantes, eventos y oportunidades para participar en la labor. 
*Únicamente enviaremos el boletín una vez cada semana, y nunca compartiremos o venderemos su información.

Reciba Nuestro Boletín Informativo

Aquí es donde compartimos noticias relevantes, eventos y oportunidades para participar en la labor. 
*Únicamente enviaremos el boletín una vez cada semana, y nunca compartiremos o venderemos su información.