Haciendo juntos 'El Gran Cambio'

Jane Leyden Cavanaugh presenta en un evento del DEC en las Ciudades Gemelas.

La Super Fan de Discerning Deacons, Jane Leyden Cavanaugh, ofrece algunas ideas clave para despertar la imaginación y entablar conversaciones visionarias que nos permitan ser evangelizadores de la esperanza. Presentó por primera vez "El Gran Cambio" en una sesión de reflexión sobre el repensar la participación de la mujer en las Ciudades Gemelas. -Ellie 

Mi nombre es Jane Leyden Cavanaugh, miembro del equipo de Discerning Deacons Minnesota. He estado en este viaje de Repensar la Participación de la Mujer en la Iglesia desde que tengo memoria. Creciendo en los años 60 en la parroquia "Nativity of Our Lord" en St. Paul, en días largos del verano, todos los niños del vecindario se amontonaban en mi patio trasero y decidíamos qué hacer... 

Si le tocaba elegir a mi hermano mayor Pete ese día, juntábamos al "Cubby Club" y hacíamos proyectos de limpieza en el vecindario.

Si era el turno de mi hermano Matthew, jugábamos a los pioneros en el grupo de árboles de Stonebridge Ave.

Si le tocaba a mi hermana pequeña Amy, poníamos un puesto de refrescos en la esquina de Cretin y Jefferson y ganábamos dinero.

Si me tocaba elegir a mi, nos íbamos al sótano a jugar a la misa.

Era la actividad menos popular entre los niños del barrio, pero era lo que siempre quise hacer. Cuando tocábamos en misa, yo estaba en mi elemento.... "Ustedes tres son el grupo de guitarras, así que canten ‘Kumbaya My Lord’ desde allá... Ustedes son la congregación, así que siéntense aquí.... ¿Tú? Tú eres el encargado de las ofrendas, así que ve a por esa cesta y átala a esta raqueta de tenis y recoge el dinero cuando llegue el momento... Tú lees las lecturas... y a mí me toca decir la homilía... Mamá, ¿¡TENEMOS GALLETAS RITZ PARA LA COMUNIÓN?!?!!"

Avancemos 50 años y sigo invitando a la gente a "hacer iglesia" y a "ser iglesia". Estaba leyendo este gran libro de Lynne Twist, "Living a Committed Life. Finding Fulfillment in a Purpose Larger than Yourself" (Viviendo una vida comprometida. Encontrando la plenitud en un propósito más grande que uno mismo). A medida que me adentro más en el juego de la reforma y renovación de la iglesia, Lynn tiene muchas cosas útiles que decir. Comenta sobre este momento de la historia, una época de grandes cambios y transformación social a todos los niveles. Para lograr un resultado positivo, tenemos que reformular la narrativa de lo que estamos viviendo. 

Lynn dice: "La manera de transformar cualquier situación es cambiando el contexto: el contenedor, el marco, la conversación sobre ella. La visión debe ser clara y decidida, lo bastante poderosa como para sacarnos del trance que ha creado la sociedad moderna, lo bastante fuerte como para superar nuestro pesimismo... Necesitamos una conversación visionaria para las personas que las eleve y las conecte con su valor".

Mientras experimentamos esta nueva forma sinodal de ser en la Iglesia católica bajo el liderazgo del Papa Francisco, me interesa cambiar nuestra historia sobre lo que está pasando en la iglesia ahora. Necesitamos un Gran Cambio en la forma en que hablamos sobre la Iglesia Católica y nuestra relación con la iglesia para que podamos tener una "conversación visionaria para las personas que las eleve y las conecte con su valor."

El siguiente es un gráfico que he creado y que resume algunas de las formas en que creo que tenemos que hacer El Gran Cambio de un discurso viejo y cansado a un discurso nuevo y energizante:

Un versículo de las Escrituras que resume este discurso viejo y cansado es el Salmo 1, versículo 1: "Felices los que no siguen el consejo de los malvados, ni toman el camino de los pecadores, ni se sientan en la reunión de los impíos". Como dijo el salmista, es hora de dejar fundamentalmente de burlarnos de nuestra Iglesia rota y empezar a hacer algo, lo que se resume muy bien en Isaías 6:8 " Aquí estoy Señor, envíame".

Necesitamos quejarnos menos y rezar más, incluyendo la poderosa oración del lamento: "Estoy triste. No es un momento fácil, Dios. Ayúdanos a crear una iglesia más cercana a tu visión de comunidad".  

Tenemos que abandonar el asiento del observador, en el que es tan fácil criticar a "los que lo están haciendo mal" y pasar a ser protagonistas, parte de la solución en la que nos jugamos algo. 

Tenemos que pasar de "lo que yo quiero o creo que hay que hacer" -eso es el ego- a "¿qué quiere el Espíritu Santo? ¿A dónde nos lleva el Espíritu?".

Necesitamos cambiar de interpretar el dolor de la iglesia que estamos experimentando como un signo de su muerte a preguntarnos: "¿Y si este dolor es una señal de que la Iglesia está dando a luz algo nuevo?" Muchas mujeres conocemos el dolor del proceso de parto. Y también sabemos que la nueva vida vale la pena. 

Por último, tenemos que dejar de creer que Repensar la participación de las mujeres en la iglesia es una batalla de Nosotras contra Ellos. NO se trata de un movimiento de poder femenino contra el club masculino. Esa mentalidad está condenada al fracaso. Repensar la participación de las mujeres en la iglesia es algo que tenemos que resolver juntos.

Les comparte esta imagen de Febe y Pablo
Observa la simetría y el equilibrio de esta imagen. Fíjate en el gesto de bendición que Pablo hace a Febe con su mano derecha. Pablo necesitaba y confiaba en Febe, una diácona del primer siglo en la iglesia de Cencreas, porque le pidió que llevara físicamente su carta a los romanos a los creyentes de Roma. Las Escrituras dicen que Febe era una benefactora de Pablo. Apoyó económicamente su ministerio en Grecia. Debió de sentir una gran admiración por él. Pablo y Febe ministraron juntos para satisfacer las necesidades de la iglesia de su época. 

Dos mil años después, necesitamos encarnar el espíritu de este icono. El Papa Francisco nos llama a caminar sinodalmente - clero, religiosos y laicos - para reformar y renovar nuestra Iglesia, para responder a las necesidades de la Iglesia de nuestro tiempo. 

Hagamos juntos El Gran Cambio. Guiados por el Espíritu, no por nuestros egos, creo que somos absolutamente las personas correctas en el momento correcto con la habilidades correctas para llevar a nuestra iglesia a una era nueva y saludable.

Jane Leyden Cavanaugh

Jane Leyden Cavanaugh

Jane es una Super Fan de Discerning Deacons. Su pasión es la reforma y renovación de la Iglesia Católica. Tras una carrera de 12 años en el mundo de la comedia en Minneapolis, Chicago y Los Ángeles, Jane obtuvo un máster en Teología y un certificado en Dirección Espiritual. Vive con su guapo marido y su dulce hija en las Ciudades Gemelas y es feligresa de la iglesia de St. Joan of Arc. Si la estás buscando, puedes encontrarla en la intersección de la Fe y el Humor. 

Comparte este Artículo

Organization
“We raised so much awareness from our event, of both the ongoing Synod and of St. Phoebe and her ministry. Together, we learned of the power of the intercession of St. Phoebe, and how significant her feast day can be to carry the message of women’s roles in the Church.”
The Church of St. Francis Xavier
New York, NY
Organization
“The most meaningful parts of our celebration together included a standing ovation following the witness reflection, the power and strength of the reflection itself, and the procession at the start of mass. In the procession, young women carried in and presented symbols of St. Phoebe including an icon, the commission of St. Paul, a deacon’s stole and a pitcher of water to symbolize our shared baptism.”
Parroquia de San Bernabé
Chicago, IL
Testigo
“Preaching on the Feast of St. Phoebe, and supporting and training other women to preach, was a joyful and invigorating experience. It is beautiful to see women claim the truth that they are called and gifted, and equally beautiful to see the People of God’s receptivity to women’s preaching, ministry, and leadership.”
Rhonda Miska
St. Phoebe Day Witness at St. Thomas More Catholic Community in St. Paul, MN; Founder and Co-convener of the Catholic Women's Preaching Circle; Catholic Women Preach Advisory Board Member

Reciba Nuestro Boletín Informativo

Aquí es donde compartimos noticias relevantes, eventos y oportunidades para participar en la labor. 
*Únicamente enviaremos el boletín una vez cada semana, y nunca compartiremos o venderemos su información.